«

»

Las amenazas que sufrieron las maestras de Moreno por dar de comer a sus alumnos

“Hoy, después de que habíamos terminado la olla, estábamos tomando unos mates y una de las chicas ve que por debajo de la puerta pasan un papel doblado. Lo levanta y ve que decía “siguen ustedes”. No entendíamos y salimos. Las chicas que tienen auto ven que todos los autos estaban rayados de punta a punta. O sea que primero fueron los autos y ahora, seguimos nosotrasPerdón que tiemble, pero esto pasó hace media hora“, había relatado la maestra Corina de Bonis, del Centro Educativo Complementario (CEC) 801 de Moreno, a finales de agosto en un acto en el centro de la localidad.

En aquella oportunidad, la docente había pedido a la sociedad que difundiera el hecho porque, de ninguna manera, ella y sus compañeras claudicarían en la misión de dar de comer a 250 chicos por día.  “La olla va a seguir porque estamos asustadas, pero no vamos a tener miedo. Así que les pedimos que si pueden apoyar y hacerlo público y contarlo por todos lados. El CEC no va a bajar los brazos. Las ollas por nuestros pibes, nuestras familias y las escuelas vecinas van a seguir“, se plantaba Corina.

Esa amenaza se concretó este miércoles sobre su propio cuerpo cuando tres hombres la encapucharon, la metieron en un auto, le dijeron “el que avisa no perdona” y le tajearon el abdomen con la leyenda “Ollas no”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes utilizar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>